Tecnología del enfrentamiento, una opción coherente (Sin pelos en la lengua, Los Tiempos 6)

21 de febrero de 2016. El Vicepresidente anuncia un empate técnico. Al día siguiente, ante la inesperada derrota, el MAS encuentra culpables: Las Redes Sociales. El propio Presidente habla de “guerra sucia” en su contra a través de Facebook y Twitter. Líderes cocaleros anuncian un proyecto de Ley para normar -en nombre de la educación y el respeto a la democracia- el uso de estas redes.

7 semanas después del Referéndum, Álvaro García Linera crea una repartición de Estado dependiente del Ministerio de Comunicación que se dedicaría al flujo de información entre gobierno y sociedad civil mediante las Redes Sociales: Debemos “normar las cuentas anónimas”, dice el oficialismo.  Sí, el gobierno considera que es necesario destinar más de siete millones de bolivianos/año del TGN al financiamiento de la Dirección General de Redes Sociales para “desarrollar estrategias de difusión, consulta e interacción del Gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia con las cibercomunidades”. Seguir leyendo “Tecnología del enfrentamiento, una opción coherente (Sin pelos en la lengua, Los Tiempos 6)”

Anuncios

Culto a la personalidad (Sin Pelos en la Lengua, Los Tiempos 5)

Traigo en mente este tema hace semanas cuando una exautoridad Oaxaqueña interesada en los liderazgos en Bolivia, hizo que le describiéramos aquel contexto. No pudimos evitar exponerle los retrocesos democráticos que significaban las denuncias de presunta corrupción en la Alcaldía de Cochabamba. El hombre comenzó a preguntar; cuando le contamos detalles del caso Mochilas y el uso de los eslóganes previos a la licitación, con asombró pidió que le aclaráramos cómo la ley permitía que los morrales y los cuadernos llevaran el nombre del Alcalde, que aquello era asunto superado hace décadas en México y el resto del mundo. “Bueno, el gobierno también reparte computadoras con el rostro del Presidente y cada anuncio de obra y spot televisivo llevan el nombre de la autoridad”. Al exalcalde Oaxaqueño le costó entender que permitiéramos que los servidores públicos usaran recursos del pueblo para promocionarse. “Sí, es cosa común en Bolivia”, comentamos. Seguir leyendo “Culto a la personalidad (Sin Pelos en la Lengua, Los Tiempos 5)”

De agravios, falsos debates y descréditos (Sin pelos en la lengua, Los Tiempos 3)

Es increíble la facilidad con la que la mayoría de los gobiernos latinoamericanos se ha encargado de provocar su propio descrédito. La corrupción, el clientelismo y el prebendalismo son los medios con los que los partidos políticos han instrumentalizado su autodestrucción.

Hoy, ser político es sinónimo de nada honroso, y es más que desalentador que así sea. Es preocupante que esto ocurra, pero es más lamentable descubrir que forme parte de un producto diseñado para alejar de la política a románticos, ilusos y bien intencionados seres humanos, y cerrar el círculo a los descorazonados dispuestos a todo.

Sin duda hay que cambiar esa desgastada y maligna estructura política. ¿Cómo? ¿Con qué hombres o mujeres se logra ese cambio? Son las preguntas que se apuntan en la libreta de urgencias cívicas. La fórmula no es mágica, tampoco existen recetas; las propuestas no son de fácil construcción porque tienden a disolverse en un trago amargo hecho de hastío, desconfianza, miedo, desidia, anomia y enojo del ciudadano. Seguir leyendo “De agravios, falsos debates y descréditos (Sin pelos en la lengua, Los Tiempos 3)”

Ser bien gobernados (Sin pelos en la lengua, LOS TIEMPOS/1).

El 8 de enero escribí la que pensé que era mi última columna, me despedía de este medio bajo el título Tiempo de agradecer; había decidido que era momento de cerrar un ciclo, y lo hice agradecida con la revista !Oh! por haberme acogido entre sus páginas con las libertades que suele otorgar esta casa periodística, pero al mismo tiempo agobiada por un oficio que suele interpelar a quienes tenemos el privilegio de asumirlo más que solo ejercerlo.

A 3 meses de mi alejamiento, hoy estoy de vuelta con aquel sello pactado hace casi 10 años con Puntos de Vista: SIN PELOS EN LA LENGUA toma un lugar en este espacio de domingo con el compromiso, transparencia y pasión de siempre.

En este ejercicio de repensar la democracia -imperfecta pero receptora de demandas legítimas y soñadoras- quiero dedicar esta columna al derecho que tenemos los ciudadanos de ser bien gobernados. ¿Qué significa ser bien gobernados? ¿Acaso un ejemplo de economía? ¿Un país en indiscutible desarrollo social y productivo? ¿Unos servicios básicos con cien por ciento de cobertura? ¿Una salud sin fichas de madrugada y una educación sin dictados ni exámenes escritos? Significa todo aquello…también. Seguir leyendo “Ser bien gobernados (Sin pelos en la lengua, LOS TIEMPOS/1).”

Código Penal…consecuente con el régimen

na3.png_2093770183El Nuevo Código del Sistema Penal, aquel que gran parte de los bolivianos pide que se abrogue, no solo atenta contra la libertad política de salir a las calles a protestar por la subida del precio del pan, de la gasolina o por el abuso de poder, en general (artículos 293 y 294)…el Código también:

Limita y castiga con cárcel la libertad de expresión del pueblo tal como se advierte en los artículos 309, 310, 311. Por ejemplo, convierte la injuria en delito público, es decir, te culparán a ti -dueño de un medio de comunicación o periodista- por la injuria cometida por terceros, tu entrevistado. Ante esto “…los gremios periodísticos denunciaron que los artículos 309, 310 y 311 sobre injuria, calumnia y difamación, respectivamente, afectan a la libertad de expresión y de prensa y ponen en riesgo la Ley de Imprenta” (Correo del Sur). Seguir leyendo “Código Penal…consecuente con el régimen”

Que el mea culpa nos movilice

Es tiempo del mea culpa, de “darnos contra la pared” por la responsabilidad que cada uno de nosotros tiene.

Voy al inicio de todo, retrocedo 12 años cuando -agotados por las mañas de la clase política- el 54% de los bolivianos optó por aquello que se le ofrecía bajo el rótulo de “cambio”.

Entonces cometimos el primer error, votar por cansancio, por hastío y porque, en realidad, siempre hemos votado así: Intercalando nuestra suerte, solo que esta vez, el merecedor del tin marín era un jugador completamente diferente a los que el electorado estaba acostumbrado: Los anteriores jugaban para cinco años, éste no, va 12 y quiere más y quiere todo. No lo sabíamos.

El segundo error fue haber pensado que nuestro voto estaría seguro en un dirigente cocalero y en un terrorista. En una sociedad sensata, esta historia debió haber acabado aquí, pues los antecedentes alcanzaban para pronosticar el resto, pero no, el 54% se dejó seducir por estos sujetos y más tarde, en la segunda elección, lo hizo el 64%. Seguir leyendo “Que el mea culpa nos movilice”

De penas a más penas (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT 48)

D3S_7989mandarHoy debería escribir sobre cosas buenas y bonitas; debería enviar felicitaciones, besos y abrazos, y solo soy capaz de expresar mi tristeza y empute por cómo vivimos y cómo estamos la mayor parte de los bolivianos. La pobreza y la ignorancia, y la hija de ambas, el miedo, siguen cohabitando entre nosotros y cada vez con mayor presencia. Finalmente, siempre han resultado ser el mejor negocio para los gobiernos de turno, sobretodo, para los menos benignos.

Vuelvo la mirada 30 años y constato que lo único que ha cambiado es el pavimento de la calle principal. No hemos cambiado nosotros y no han cambiado las autoridades; no ha cambiado el pobre honesto y tampoco el pendejo de la cuadra. Seguir leyendo “De penas a más penas (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT 48)”

No, no es plátano, !manzana es! (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT.45)

D3S_7989mandarSé que estos temas te han hastiado y “estido”; que ya no quieres saber de política menos de políticos. Que me iría mejor si te hablo de la Navidad; de cómo y cuánto nos alegramos los cochabambinos cuando llueve; o del deterioro que sufre la Escuela de Bellas Artes que literalmente se parte en dos y se viene abajo por una cultura del abuso de poder que últimamente nos quita hasta las monedas de 10 centavos. En fin, de mil asuntos que podría escribir pero que resulta que no “me salen”. No puedo hacerlo porque hay un tema que funge de esencial y es el que tiene que ver con la administración de la verdad, asunto que no es mas que la representación que cada quien hace de la realidad. Me dirás que en estos tiempos demasiado modernos hasta de la verdad se debe dudar, que es tan caprichosa, variable y medio bipolar que ni en ella se puede confiar. Seguir leyendo “No, no es plátano, !manzana es! (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT.45)”

¿Qué hicieron los dioses con nosotros?

Farmacia de la América esquina Pando. Mientras esperaba mi turno, miraba a unos niños pequeños (cuatro) jugando a pasar la hora. La madre con una wawa en brazos, cuidaba de rato en rato a los cuatro niños. ¿Para ellos qué ha cambiado? Parece que poco o nada. Es posible que la mejora radique en un bono de 50 pesos por haber llevado a los niños a los controles de ley…es posible que la escuela a la que asisten los mayores (si asisten) ahora tenga un tinglado que los protege del sol  y la lluvia mientras patean pelota o juegan a la liga liga. ¿Qué más habrá cambiado para esa familia que pide limosna en la calle?

A esta realidad, quiero sumarle los intentos de Evo Morales por quedarse en el poder. Dice que él no quería hacerlo pero que lo hace obligado por el pedido del pueblo, olvidando que ese pueblo, en su mayoría, le dijo que se fuera nomás, que había sido un buen Presidente pero que lo correcto era que se  fuera tal como señala la CPE.

¿Y qué tiene que ver la imagen de la familia en la calle con el prorroguismo patológico del régimen? Todo. Todo pues Evo dice que se quedará porque el pueblo lo necesita para seguir impulsando la democracia (je, je, je), y para seguir avanzando en el proceso de cambio….repito: ¿qué ha cambiado? Vaya, cuidado, sería injusto decir que nada ha cambiado, y lo reconozco, las escuelas en el campo, sobre todo, tienen infraestructura nueva pero no una mejor educación; los pueblitos tienen un hospital pero no mejor salud; las plantas de YPFB están como nuevas pero la materia prima escasea; hay más leyes y de todo tipo pero son cada vez más los bolivianos que se pasan el rojo en las esquinas; hay bonos para toda la familia, pero sigue habiendo pobreza; la economía va viento en popa dicen, pero los salarios son un insulto al esfuerzo y a la esperanza…en fin, así estamos los bolivianos, metidos en un proceso de cambio que en realidad, parece que poco o nada ha cambiado la realidad del grueso de la población. Seguir leyendo “¿Qué hicieron los dioses con nosotros?”

El tamaño sí importa (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT.44)

D3S_7989mandarEn la mayoría de los países, los Magistrados son seleccionados y elegidos por una institucionalidad representativa cuya credibilidad goza de suficiente solvencia social, técnica  y moral; así, estas decisiones son responsabilidad de comisiones calificadoras de entendidos en materia judicial sean estos órganos colegiados, Congreso o Parlamento como instancia que representa al pueblo (no a un partido político), un Consejo General del Poder Judicial y/o Magistrados ordinarios y administrativos de grado superior.

En Bolivia se nos quiere hacer creer que elegirlos mediante voto popular es mejor porque “al menos el pueblo tiene la potestad de elegir y no como antes que eran puestos a dedo por el Presidente”.  Lo cierto es que la justicia boliviana no vislumbrará mejoras mientras el sistema de valores éticos y sociales no sufra una radical transformación; es decir, si no erradicamos de nuestra conciencia colectiva aquella convicción que nos lleva a gestionar el poder como una oportunidad personal. Mientras el funcionario público no elimine comportamientos catalogados como de viveza criolla, no habrá dedo sabio del Presidente ni comisiones calificadoras ni urnas que garanticen justicia.

Bolivia está entre los países más corruptos del mundo, cosa que no asombra a nadie porque la inmensa mayoría ha participado de forma activa o pasiva, directa o indirecta, de al menos un hecho de corrupción, ¿por qué suponer que a partir de estas elecciones de Magistrados, tendremos un sistema menos corrupto, más eficaz y transparente?

Los bolivianos vamos a elegir a ciudadanos que ya fueron preseleccionados a través de un proceso que recibió serias observaciones; es mas, sabemos que la mayoría de los candidatos está vinculado al gobierno central; entonces ¿cómo garantizar que con estas elecciones la administración de justicia vaya a ser honesta y eficiente?

El propio Vicepresidente reconoció que el Órgano Judicial agoniza y que las primeras elecciones por voto popular no han logrado cambios, ¿por qué creer que esta vez será distinto?

Por otra parte, suponiendo que la campaña informativa fue exitosa y que el pueblo conoce a los candidatos, ¿quién es para evaluar el perfil profesional de una autoridad del Tribunal x, y o z? En cambio, ¿qué sabe el elector? Sabe que el proceso de preselección tuvo sus debilidades en cuanto a transparencia y nivel de exigencia de conocimiento; sabe que, a pesar de las preguntas obvias y de selección múltiple,  la mayoría obtuvo calificaciones mediocres; que esa gran mayoría está vinculada con el partido de gobierno; que todos prometen todo pero que desde sus funciones actuales no han sido capaces de hacer ni la mitad; y sabe, también, que como elector no tiene las competencias para evaluar algo tan complejo como la idoneidad que demanda el cargo. En otros países, estas decisiones se traducen en extensos, complejos y competitivos procesos de valoración que involucran constatar la independencia política del candidato, una trayectoria meritocrática excepcional y una vida personal e íntima sin lugar a la más mínima debilidad; y, finalmente, sabe que detrás de la pantalla del acto democrático hay un Evo Morales que está haciendo hasta el ridículo para lograr una cuarta postulación consecutiva y que necesita que avalemos a unos administradores de justicia a su medida.

(Esta columna fue escrita antes de conocerse la sentencia del TCP, por lo que las últimas líneas quedan “cortas”. Deberían decir que Evo no solo está haciendo el ridículo para lograr una cuarta postulación consecutiva, sino que -al más puro proceder de facto- ha logrado desconocer la CPE y la voz del pueblo (que se expresó en un referendum el pasado 21 de febrero) para dar vía libre a su cuarta postulación).

Evo, Evito ¿qué estás haciendo? (SÍSTOLE & DIÁSTOLE, OH. LT 39)

d3s_7989mandar.jpgEvo Morales ha perdido la oportunidad de grabar su nombre en la historia de Bolivia como el hombre capaz de producir cambios sociales, económicos y políticos significativos; perdió la posibilidad de ser recordado como aquel líder que gobernó escuchando al pueblo tal como rezaba un antiguo slogan propagandístico que ha dejado de emplearse por su falta de coherencia con la realidad. Ya no será recordado como el primer Presidente indígena ni como aquel primer mandatario que alcanzó una votación extraordinaria que le permitiría gobernar con envidiable soltura; que dijo estar junto a los movimientos sociales y que lograra que se le reconozcan sus esfuerzos por una mayor inclusión social tanto en gestión política como en la función pública. Un Presidente al que en lo económico se le podría haber recordado como el hombre de los récords, de la recuperación de las empresas estratégicas y de la era de la industrialización. Sin embargo, la forma de hacer política orientada exclusivamente a dar cumplimiento al propósito de mantenerse en el poder, le han negado esa posibilidad. A Evo no se lo recordará así. Seguir leyendo “Evo, Evito ¿qué estás haciendo? (SÍSTOLE & DIÁSTOLE, OH. LT 39)”

La salud de doña Democracia (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT 37)

D3S_7989mandar.jpgEl pueblo boliviano ha recordado 35 años de la recuperación de la democracia en las calles, con banderas, pancartas, cánticos e incluso baile, demostrando -una vez más- su sensibilidad y apego a su principal fundamento, el derecho y el respeto al voto. Sin embargo, esta fecha, 10 de octubre, habría pasado desapercibida si no fuera que los bolivianos entienden que la democracia está en peligro: Nunca antes, bajo este sistema político, le habían dicho que su decisión sería utilizada para cambiar cuatro artículos de la Constitución Política del Estado viabilizando con ello, la elección indefinida.

En consecuencia, más que un festejo por la recuperación de la democracia, lo que se ha visto en el país el martes 10, ha sido una expresión de molestia y rechazo a los afanes prorroguistas del gobierno del Presidente Evo Morales. Seguir leyendo “La salud de doña Democracia (SÍSTOLE & DIÁSTOLE OH.LT 37)”