¿Vale la pena? (SÍSTOLE & DIÁSTOLE, OH.LT.27)


Monica Olmos - Copyright © 2016 Andres Herbas PhotographyPienso en el ahora y lo comparo con cualquier otro tiempo de ayer; con el de hace 20 o 30 años, por ejemplo, y me pregunto ¿vale la pena? No somos seres políticos únicamente, tan solo un poco, mucho o casi nada; ¿cuánto dependemos de lo que un grupo de señores decide por y para nosotros? Más de alguien dirá que nada, yo diré que mucho, que casi todo.

Unos habrán optado por vivir una vida felizmente pragmática en la que el pan de cada día es lo único que importa; la opción de otros habrá sido ese camino poco menos que tormentoso en el que se entiende que la existencia de uno y de todos debería ser un cuestionamiento permanente sobre lo que está bien y lo que no lo está, y lo que nos hace cada vez mejores o peores como individuos pero sobre todo como sociedad.

Lamentablemente pertenezco al grupo de los mortales que ha decidido conflictuarse, de los sujetos que se preguntan a diario por qué es así y no mejor, y entonces es cuando cuestiono mi rol, mi afán, mi enojo, mi decepción…mi columna. ¿Vale la pena este sístole & diástole continuo, sufrido, desesperado? Hago el intento de ir por la otra vía, la pragmática, la mecánica, la vía fría, la del qué carajos me importas tú y los demás…y no puedo, no puedo porque simplemente late…con fuerza, con pasión, con amor, también con ira.

¿Esa es mi parte política? ¿Es una cuestión ontológica o solo visceral? Lo único que sé es que son las 3:00 de la madrugada y en este silencio que desespera estoy aquí frente a mi teclado preguntándome si esta columna vale la pena.

Soy tan intolerante como mi padre que no soportaba ver que alguien molestara la existencia de un árbol; hoy el viejo no aguanta el ruido pero esa es otra historia; y pretendo convertirme en lo que mi madre quiso ser: una periodista valiente (me río porque no sé si soy valiente, creo que apenas una completa insatisfecha). Como sea, la mezcla de ambos progenitores ha hecho que me ubique en el equipo de los jodidos, los cuestionadores, los peleadores que hoy se pregunta si esto, si estas líneas, si esta columna valen la pena.

Luego de conocer la trágica existencia de una lista de artistas e intelectuales que apoyan la imposición del poder por el poder, me pregunto con más fuerza si esto, si tú, si yo -que puteamos contra el autoritarismo y el abuso en todas sus formas- valemos la pena.

Cuando observo y constato aquella repugnante moral del gobierno que no acepta la traición política de un cantor pasapasa, pero que desconoce a un compañero narco, a cientos y a miles, me pregunto si esto vale la pena.

Cuando nuestros líderes se debaten entre la banalidad del insulto y las acusaciones para tapar aquello que no hacen, me pregunto si esto vale la pena.

Cuando entiendo que la mitad de los ciudadanos de este país se pasa por el recto el rojo de un semáforo porque sabe que la norma, la ley y la justicia son absurdos mayúsculos, me pregunto si esto vale la pena.

Cuando la democracia es un pretexto para avalar corrupción, narcotráfico, abuso de poder y violación a la Constitución, me pregunto si esto vale la pena.

Cuando me invitan a irme del país porque demando mejores días y por respuesta encuentro un “si no te gusta andate”; o cuando mis letras describen la falta de educación, de salud o de justicia y apenas el club de los dos gatos las lee, me pregunto si esto vale la pena.

Es más que triste saber la respuesta.

Anuncios

8 comentarios en “¿Vale la pena? (SÍSTOLE & DIÁSTOLE, OH.LT.27)

  1. Gonzalo Aranibar

    Monica, quienes me anteceden con sus comentarios expresan el sentimiento de miles, de quienes no tenemos el medio, la llegada o definitivamente nos reprimimos y no tenemos la oportunidad de manifestar que ya estamos cansados del autoritarismo, de unos pocos que se han empernado en el poder y que ese poder les da la libertad de insultar nuestra inteligencia, la tolerancia, que todos somos boludos, (mejor no sigo porque ya estoy cabreado de tener que aguantarlos)
    Gracias por ser quien eres, limpida, fuerte, con la razon en la mano.

    Me gusta

  2. Juan Carlos Guzmán Salinas

    Mónica, no esperaba que me digan públicamente gato y aún así estoy contento de pertenecer al club. Puede que seamos sólo dos -que no lo creo- pero recuerdo que el poeta decía “…una gota con ser poco, con otra se hace aguacero…”.

    ¿Qué habrán sentido nuestros ancestros homo sapiens cuando percibían que en medio de un temporal de esos terribles lograba sobrevivir una pequeña llamita de fuego? Se me hace que esperanza, de que habrán posibilidades de calentar la cueva y, al menos, una parte de la familia sobrevivirá. De eso se trata esta columna y, claro, a quienes la leemos nos toca ser los homo sapiens.

    Mientras subsista un pensamiento, una columna o una voz crítica, esta sociedad todavía tiene esperanza. Esperanza para no caer, definitivamente, en la negra noche de la mediocridad y el miedo que le son tan útiles al poder.

    Vale la pena, sin columna los gatos no podemos llegar al tejado….

    Me gusta

  3. A ver Mónica, que bueno que lo preguntes. No eres la única que se cuestiona si vale la pena. Habemos los inconformes y disconformes por miles, y es a través tuyo que reclamamos decencia, respeto y consideración a nuestros semejantes. Pudo haber sido otra Mónica, o Patricia, o Xavier, pero no, esta vez te toco a ti guiar la voz de todos nosotros. Y como andas emputada ,como yo o como el Ylia y cuentas con las herramientas y recursos de la lengua, que la mayoría quisiera y no tiene, y una compu en casa, pues dale nomas con confianza. Es posible que no veas florecer pronto el esfuerzo, pero nunca se sabe, de pronto llega ese día, esa incertidumbre es una certeza. Este es un país libre y los que no nos conformamos con chauchas vamos a la guerra todos los días. Si, capitana…..vale la pena!!

    Me gusta

  4. Si vale la pena, hacer saber que estamos descontentos, emputados porque piensan que a todo les diremos que si, sin cuestionarlos, si va la pena, leerte cada fin de semana saber que estas ahi por ti, por mi por nosotros los hombres y mujeres de la calle, si vale la pena, no domos unos cuantos, somos miles, los que te seguimos.

    Me gusta

¿Quieres comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s