Mochilas escolares y educación de calidad (Revista OH, LT, 2016)


urlEl Alcalde de Cercado, José María Leyes tiene previsto entregar este año 92 mil mochilas a estudiantes de nivel primario de escuelas fiscales, de convenio y educación alternativa; este plan, asegura la autoridad, aporta a una “educación de calidad” que hará que Cochabamba tenga los “mejores estudiantes y profesionales del país”.

“Hay muchos papás que nos les alcanzan los recursos para poder comprar el material escolar a sus hijos y los niños se van retrasando en la educación, eso repercute en su enseñanza”, ha manifestado Leyes.

La medida no puede no significar una ayuda a la economía familiar, pero sin miedo a equivocarme, asegurar que repercutirá en la calidad educativa es una falacia de arrogantes proporciones, es decir, un engaño a la población que -ante argumentos simplistas, populistas y fantasiosos- construye un concepto equivocado acerca de la educación de calidad.

¿Por qué digo que la retórica es simplista, populista y fantasiosa? La educación es más compleja que disponer de materiales (nada menos que una mochila con útiles de pupitre); es estrategia típica de los gobiernos del siglo XXI la distribución de poco a muchos; y porque pretende construir una ilusión o al menos una idea sobredimensionada de la realidad: una mochila con el contenido que sea no puede significar ni procurar una educación de calidad y tampoco “repercutir en la enseñanza” de ningún estudiante.

En el ámbito educativo, los Gobiernos Municipales tienen tuición sobre equipamiento e infraestructura ¿el Plan Mochilas es prioridad ante las precarias condiciones de muchos establecimientos educativos fiscales del Cercado que, como observamos todos los años, tienen serias deficiencias precisamente de infraestructura y equipamiento? ¿La Alcaldía ha evaluado las posibilidades económicas de las familias de disponer de Bs. 90 (costo aprox. de cada mochila) para comprar estos útiles? ¿La Alcaldía conoce el impacto que tiene este tipo de medidas en la calidad del aprendizaje? ¿O se habrá limitado a valorar su supuesto rédito político a favor de la figura del Alcalde y su sigla partidaria?

El poder público (incluida la municipalidad) debe velar por la oferta educativa, sus métodos de enseñanza, financiamiento, gestión, orientación general y objetivos a largo plazo. Cuando nos dicen que precautelan la calidad de la educación “regalando” material de pupitre dentro de una mochila, nos sentimos maltratados porque entendemos que la calidad educativa es asegurar un acceso equitativo, una permanencia digna y una promoción capaz de ser comparada y certificada: Bolivia no participa en ninguna prueba internacional de evaluación de la calidad educativa regular ¿cómo pueden tener la osadía de asegurar que una mochila va a proporcionarnos los mejores profesionales del país? Solo equiparable a las amenazas “lunáticas” del Vicepresidente.

Las mochilas verdes, color del partido Demócrata al que pertenece Leyes, tienen el logotipo de la Alcaldía y el lema “Cochabamba de todos”; detalles no menores y que constituyen otra evidencia de las susceptibilidades manifiestas.

Desde J.A. Comenius, la ciencia pedagógica sabe que los materiales (útiles escolares) no hacen educación; hoy, a pesar de los gobiernos fatuos y populistas, la pedagogía corrobora fehacientemente que una computadora no hace educación.

Por favor, pedimos seriedad.

Para leer la publicación de la Revista OH:

http://www.lostiempos.com/oh/actualidad/20160410/mochilas-escolares-educacion-calidad

Anuncios

11 comentarios en “Mochilas escolares y educación de calidad (Revista OH, LT, 2016)

  1. Gorky Morgana Zeballos

    Les contare una historia que sucedio en 1915 Mexico, la Revolucion Mexicana, los soldados de la milicia de Pancho Villa, entraron a la ciudad de Mexico y la ocuparon ya que habian triunfado, ingresando un grupo a una hermosa casona en la cual, se encontraron con un hermoso espejo de cuerpo dorado, y se miraron en el espejo y dijeron, este soy yo y este eres tu, somos nosotros, los Mexicanos se habian Visto la cara por primera vez en un espejo, es desir la gente pobre, eso es lo que tenemos que hacer los Bolivianos que amamos nuestro pais, mirarnos para poder encontrar la verdadera solucion a nuestros problemas y saber quienes somos……Gorky de Sur America….

    Le gusta a 1 persona

  2. Axel

    Cuán diferente es el hecho que Leyes, Costas u otro de mochilas llenas de escasos materiales a que Morales entregue computadoras inservibles con una pegatina de su cara? Al final, aunque el tipo y nivel de adoctrinamiento que las autoridades de diestra y siniestra es diferente, el hecho en sí mismo es una muestra del carácter conformista de nuestra sociedad y que nuestras autoridades (de cualquier nivel) tratan siempre de vernos la cara de opas.

    Otro tema es que la educación fiscal sea realmente gratuita y mucho más lejos que sea de calidad. Lamentablemente este tema es la moneda de cambio cada vez que los iluminados del ministerio pertinente impulsan alguna reforma. Mónica ya ha escrito respecto de la calidad y la nula medición que nuestras autoridades permiten. Siempre he envidiado el sistema argentino de educación pública, gratuita, obligatoria y de calidad (aunque en los últimos años ha sufrido cambios), ya que he conocido argentinos profesionales de gran nivel que preguntados sobre su educación de colegio mencionan que fueron al Colegio ‘xyz’ #X. Cómo muchos otros servicios básicos en nuestro país, el de educación está cabeza abajo y sin solución a la vista. Los que debieran ser colegios de referencia (los colegios nacionales) está lejos de aquello o acaso tenemos siquiera UN colegio parecido al Colegio Nal. de BsAs o al Instituo Nal de Stgo? incluso Perú ha impulsado la conformación de colegios de excelencia.

    Saludos!

    Me gusta

    1. Axel, gracias por tu comentario. Bienvenido al blog…..no hay ninguna diferencia….y sí, nuestro sistema educativo deja mucho que desear. En eso estamos, trabajando para aportar desde donde puedo. Un saludo cordial.

      Me gusta

  3. Educación Fiscal ¿Gratuita?
    Hace tiempo que ando puteando sobre esto, querida Molmitos.
    Vivo en Santa Cruz donde no nos es extraña la imagen de unas mochilas verdes “llenas” de útiles baratos, tan efímeros como insuficientes. Pero aunque eso es lo que reclama tu artículo, el tema central que te preocupa no se queda tan corto como las estrategias del Estado queriendo llenar vacíos educativos con lápices y papeles.
    No conozco la ley A.Siñani (quizás tu que eres educadora estés interiorizada), pero para mi que esta ley -o lo que han interpretado de ella- ha destruido lo poco de bueno que tenía la educación fiscal en nuestro país. Un ejemplo, ya ni siquiera piden a los padres que compren textos escolares, éstos ya no existen y dejan al criterio de los maestros la forma de hacer que la información llegue a los alumnos, a veces en forma de fotocopias de algunas páginas, otras como dictado o el encargo de “busquen en Internet”.
    Pero antes de que te hable del contenido, quiero resaltar una cosa: la educación fiscal (así en minúsculas) en nuestro país, no es en lo más mínimo “gratuita”, como nos hacen creer desde niños. En este país se paga para enviar a los niños a la escuela estatal:

    $ – Partimos desde el hecho que se tiene que hacer cola de varias horas, con trasnoche y amanecida de por medio para poder inscribir (eso supone un costo en para muchos padres), además que en muchas escuelas tienes que pagar por el derecho de hacer estas colas -es ilegal, pero lo que no se denuncia… se acata.
    $ – Muchas escuelas fiscales exigen a los alumnos el uso de uniforme, más $$$ que sale del bolsillo de los padres.
    $ – “Como estamos todavía luchando, unidos a la Junta de Escolar, para que nos otorguen más ítems… mientras nos envían dichos ítems necesitamos un profesor de [computación] (entre los corchetes puede ir música, dibujo, Inglés, religión…), para lo cual pedimos a los padres que aporten con X (entre Bs5 y 50) cada mes hasta que nos den solución en el Distrito).
    $ – Y el tema de los materiales ¡Uf! Que para Matemáticas un cuaderno de 200 hojas con cuadrícula grande, forrado de azul; para Lenguaje una carpeta de 3 agujeros con hojas cuadrícula normal, forrado de color anaranjado; que para Ciencias un archivador, 100 hojas de papel bond tamaño oficio y dos cuadernos anillados -uno tamaño oficio y el otro, chico- el grande forrado con papel verde y el otro con papel amarillo; otras materias: 5 pliegos de goma-eva, caja de colores grande, papel higiénico 2 rollos, jaboncillo, estuche geométrico, cancionero escolar, diccionario, Biblia, pliegos de cartulina, venesta (NcmXZcm)… y las listas continuan con cosas que no caben en una mochilita por muy verde que sea, o azul.
    $ – Luego están algunos maestros (rebeldes) que a pesar de la instrucción de no apoyarse en textos escolares siguen pidiendo a los alumnos que compren un libro.
    $ – Los famosos “agasajos” para el día del padre, de la madre, del niño, del maestro, de la tierra, del mar, del departamento, de la Patria, del estudiante, de la carabina de Ambrosio, en que piden desde efectivo contante y sonante, hasta tortas, empanadas, galletas, pollo, el plato “equis” para +-30 personas, pastillas, cereales, silbatos, piñatas, escarapelas, banderas, cintas de colores, alquiler de disfraces, mesas, sombrillas, servilletas, platos desechables, cajas de refrescos, cajas de cerveza (verdad), y una lista tan diversa como “pluri-multi” es Bolivia.
    $ – Transporte escolar. No solo está el hecho de que -en la práctica- no existe una distritalización (zonificación) de las escuelas que facilite la inscripción de los alumnos en escuelas cercanas a su domicilio, sino que a pesar de ello tengan que pagar su pasaje en micro, tanto para ir como para volver, arriesgándose a todo tipo de peligros que esto supone, desde el extravío, rapto, accidentes y maltrato. “Existe el pasaje escolar”, dirán; acá en SRZ el pasaje escolar cuesta Bs0.5, ningún micrero recibe menos de una luca por muy escolar que sea el niño que subió y a pesar de cobrarle el doble de lo establecido, no le permite sentarse y lo trata como ya es ilegal tratar a los perros.

    Y no voy a enumerar el gasto que podría significar cualquier lesión sufrida en los recreos o en “educación” física (o sea fútbol desordenado o voliból desordenado y sin red), siendo que prácticamente ningún establecimiento fiscal cuenta con un botiquín de primeros auxilios y mucho menos una enfermería o cosa por el estilo.

    ¿Biblioteca del colegio? ¿Qué es eso? si quiere leer tiene que comprarse libros, no hay otra.

    Ahora, en lugar de hablar del contenido educativo creo que me toca encomiar y aplaudir a los maestros que logran enseñar algo a los niños que asisten a las escuelas fiscales de nuestro país, porque en estas condiciones ¡Madre mía!

    Posdata: No estoy hablando de memoria ni inventando nada, mis dos hijos asisten a escuelas del estado.

    Me gusta

    1. Todo lo que señalas es así y ciertamente molesta…no, emputa. Pero te das cuenta que somos pocos, poquitos los que reclamamos? son contadas las personas que putean sobre la educación de sus hijos, parecería que no les importara. Lo que tu señalas de los costos son idénticos que en los colegios particulares, es todo un presupuesto el tema de material; los libros son carísimos y para los fiscales deberían ser financiados, otra cosa, no reparaste en el hecho que cada año te piden nuevos, es decir, ni siquiera puedes reutilizarlos (pasarlos de hijo a hijo) y hay libros y textos que quedan nuevos o casi nuevos y que perfectamente podrían ser reutlizados, no, te piden nuevos, porque el sistema está hecho para que funcione de esa manera, cada año le agregan alguna huevada más y listo, la versión pasada queda obsoleta obligándote a comprar la versión del año. Una gran estupidez…abuso, en realidad. En el colegio en el que están los míos hay que comprar textos dos veces al año y no sabes, es carísimo.
      Amén pues del contenido y sobre todo las metodologías que dejan mucho que desear. Hay tanto por hacer en ese ámbito y lamentablemente el Estado no lo está haciendo muy a pesar de tanto programa y curso de formación docente. Debe ser la reforma más cara por eso mismo, y mira que los resultados están siendo bien peles. En fin, yo quisiera escribir más seguido sobre educación, pero en un mes desaparezco como columnista: nadie me lee….bueno, un par de locos: tu y yo. jajajajja…un cariño

      Le gusta a 1 persona

      1. Mientras tanto, en Ciudad Gótica (o sea El Imperio)…
        A principios de los 80 mi familia se trasladó al Norte (antiguo territorio mexicano: Texas), y pude experimentar de primera mano lo que significa la verdadera Educación Fiscal, financiada por el Estado Soberano de Texas y (un poquito por) la Ciudad de Houston.

        $ – CERO plata salió del bolsillo de mis papás excepto para:
        1 – UN cartapacio (Trapper-Keeper) por año (porque esas cosas no aguantan más de un año).
        2 – Algunos lápices y lapiceros
        3 – Papel de cuaderno (hojas perforadas).

        Aparte de eso, todo lo dotaba el Estado:

        # – Libros para cada materia – Al comenzar el año, cada profesor entregaba a los alumnos el texto que se utilizaría en su materia durante la gestión. Era un texto numerado y USADO por varios estudiantes en años anteriores; tenías que firmar un compromiso de cuidar y entregarlo en buenas condiciones. Lo mismo aplica para Cuadernos de Ejercicios impresos, pero estos no se devolvían.

        # – Material de escritorio básico – Si se te perdía tu lápiz, borrador o lapicero te daban uno.

        # – Material de lectura para la materia de Literatura – Mismo procedimiento que con los otros libros de textos.

        # – Uniformes no existían, solo algunas normas de vestimenta (algunas bastante ridículas, por cierto)

        # – Pantalón corto y polera de Educación Física – Dotación del “Sistema Imperial” 2 veces al año (no se devolvía).

        # – Duchas, Jabón, Shampoo y Tohallas (para después de Educación Física) – Obviamente, las tohallas se entregaban limpias y secas y luego de usarlas eran depositadas en un cesto gigante para su lavado en máquinas industriales existentes en el campus.

        # – Biblioteca – Un sueño, Mónica, ya quisiera que la ciudad donde vivo tuviera la biblioteca que había en mi escuela fiscal cuando tenía 13 años.

        # – Material deportivo – Para los equipos de los diferentes deportes en que participaba la escuela (extra curriculares, por supuesto) – TODO era de dotación: cascos de FootBall, las corazas que usan para ese deporte, bates, guantes de béisbol, pelotas (football, fútbol, béisbol, voley, basquet y un largo etcétera), los uniformes (tanto para entrenamiento como para ir a los partidos con otras escuelas de la ciudad, estatales y nacionales), gimnasio con todas las máquinas para hacer pesas que te puedas imaginar, hasta la ropa interior de los atletas era proporcionada por el Estado.

        # Transporte Escolar – Flotas de autobuses servían a cada escuela del distrito escolar para traer y llevar a los alumnos desde los 4 puntos cardinales.

        # – Alimentación – El almuerzo (y desayuno) no era gratuito para todos, existía un sistema de visitadores sociales para establecer el nivel de subvención debido a cada alumno según las posibilidades de su familia.

        # – Enfermería – Atención médica in campus para casos de accidentes, lesiones o indisposiciones surgidas en la escuela con limitada (pero existente) medicación.

        Realmente no sé, en el paraíso de los Derechos Humanos, la Dignidad Recuperada y no sé qué otros “logros” de el famoso “proceso”, qué es lo que entienden por “Educación Fiscal, Universal y Gratuita”, pero en nada se compara con lo que yo viví allá en el oscuro y tenebroso imperio del mal.

        Me gusta

    1. Gorky Morgana Zeballos

      No se olviden para los que viven en EEUU y son residentes, todo sale de los impuestos que pagamos, que $300.- que ganas $ 60 son para la casa Blanca, entonces entiendes que nada es gratis, que el sueno Americano es un cuento, y que los ilegales si abusan del sistema pidiendo todo tipo de ayuda, no pagan sus impuestos y Claro los gringos nos tratan como unos miserables muertos de hambre, eso no cuentan los que vienen disque de vacaciones, la historia es muy fea, en este pais hay mucho racismo y discriminacion, otra cosa que me molesta de los latino Americanos, es que entre nos a mi nunca me discriminaron, si pero quienes somos marcianos, y para finalizar con ESA mentira de gratis, yo envio a mis hijos a una escuela privada, me Cuesta un brazo una pierna y eso del ojo se lo dejo para el ojo de vidrio, muy lindo escritor, ojala encuentre algunos libros para releerlos Good by….Gorky de Sud America

      Me gusta

      1. ¿Pagas impuestos y con esos impuestos se financia la educación fiscal del pais en el que vives? ¿Entonces para qué envías a tus hijos a colegios particulares?
        El problema de acá es que, aunque pagues los impuestos que pagues, igual te sacan plata las escuelas del Estado.
        De que hay discriminación y racismo en EE.UU., HAY. A mi me discriminaban los gringos por ser hispano, los hispanos por no ser de tez morena, los negros por no ser negro, los “jocks” por ser estudioso, los “nerds” por que me gustaba el deporte. ¡Joder! era una de discriminar a diestra y siniestra…
        Pero volvamos a nuestro idílico país de la “reserva moral de la humanidad”, cuando niño me discriminaban también; en Oruro nunca me bajaban de gruinguito o k’anquita, en Cochabamba me hacían a un lado por mi estatura y seguía eso del k’ara y en Santa Cruz, colla. ¡Joder! era una de discriminar a diestra y siniestra…
        Son cosas que no se cambian de la noche a la mañana porque son relaciones sociales, pero en lo que respecta a las obligaciones del Estado para con la Educación FISCAL, no debería haber punto de discusión: Invertir el dinero (de los impuestos) en escuelas, materiales escolares, protección de los estudiantes y mantención de un plantel docente cualificado y bien remunerado.

        Le gusta a 1 persona

¿Quieres comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s