Democratizando el trabajo doméstico en cueros


13378_azkibel-nunez-con-el-torso-desnudo[1]El spot televisivo de los modelos amantes de la limpieza, es  más que solo simpático, resulta hasta atractivo ver a unos hermosos jóvenes mostrando el torso desnudo y bien ejercitado en situación de amos de casa.

Como quien diría a pensándolo mejor, el spot televisivo de esos chicos bellos bien aseados y aseadores resulta interesante porque pretende demostrar –aunque en realidad no lo desea- que los chicos también lloran, lavan, limpian y trapean, y eso, todo eso, puede resultar una especie de vacuna a la tan adolorida imagen de mujer que durante años viene transpirando la gota gorda no solo con los quehaceres de la casa, sino con los retos profesionales en la oficina, los exámenes en la universidad y la lactancia.

Muchas féminas han aplaudido el spot en cuestión creyendo que éste es el principio del fin del abuso de género que de regalo nos trae planchas, cocinas, refris y cuanto utensilio de uso doméstico hay en el mercado en descuento al día siguiente del 27 de Mayo.

Ahora -han dicho las colegas de género- se demuestra con esta publicidad que los hombres también habían sabido y podido agarrar escobas, cepillos para wáter y trapos para pisos y esponjas para mesones de cocina. ¡Gracias por semejante liberación!

Si hay quienes gozan viendo a unos guapos en posición de aseo doméstico y les parece bien porque lo encuentran liberador y un acto de justicia de género, deberían también aceptar que unas guapas aparezcan en la televisión con medio culo pelado en posición de vendedoras de automóviles,  tarjetas de crédito, seguros de vida, cajas de herramientas o elegantes agendas de cuero.

Si los chicos desnudos se ven tan perfectamente ubicados en medio de ollas y platos, las chicas desnudas deberían verse también perfectamente ubicadas en medio de tornillos y billeteras, así hacemos justicia a la igualdad de género y rompemos esquemas que nos tienen hartas.

Es como quejarte porque en un arranque de enojo, tu novio te soltó un insulto y tú en defensa propia le lanzaste otro, más una cachetada… ¿quién gana, quién es más decente, quién es más valiente?

El spot de los musculosos es el “inicio del cambio”, dicen quienes creen que con ese mensaje tendremos más enamorados, maridos, hermanos y padres que limpien la casa; seguramente habrá hijos que en señal de aprendizaje, le pedirán a su madre querer ser como los de la tele y además de comprarles un set de detergentes como esos, les pedirán que los lleven al gym para ser igual de pintudazos.

Es algo así como “roba pero hace”…o como “mete mano pero es buen alcalde”…o como el “prefiero a Evo que a cualquier imbécil de la oposición”; es decir, el mejor de los peores. Y eso no puede ser consuelo para nadie que se precie un poquito aunque sea solo mirándose en el espejo.

Okey, okey, digamos que soy la única desubicada y que el spot es realmente aleccionador. Pregunto ¿cuál es el público al que está dirigido? Analicemos: ¿quién lava baños y ollas? En muchos hogares bolivianos lo hace la mamá, señora de entre 25 y 75 años. En algunos casos, no pocos, la empleada ahora trabajadora del hogar, señora que oscila en el mismo rango de edad. En poquísimos hogares, ayuda el varón, señor de más de 30 años.

En ese contexto, pregunto ¿los musculositos aseadores de la tele pretenden seducir a esa señora de 30, 40, 50, 60 que tiene las manos curtidas con lavandina, las uñas destrozadas con el lavado de la ropa y el cuerpo con aromita de cebolla y ajo? Es decir ¿esos musculositos quieren dar un mensaje de hombría a esas doñas?

¿O esos musculosos pretenden ser una suerte de sermón audiovisual para esos caballeros cuya crianza alcanza a decir “Gracias, muy rica tu comida…acá está el plato y ahora lávalo querida”? …¿esos caballeritos se van a detener en un cuarteto de mocosos musculosos bien educados?

Es más probable que el spot haya sido pensado en seducir la atención y conciencia de muchachitas de entre 15 y 18 cuyas viejas tienen complejo de empleada y cuyos viejos de rey…y claro, por eso están semi desnudos.

Bueno, digo, no seré tan negativa y asumiré que el spot pretende cambiar de paradigma y que sí, que realmente se constituye en un mensaje para que los roles domésticos se democraticen en casa. Por fin alguien se atreve a vender un desengrasante en manos de un varón….lamentablemente, sus creativos no han encontrado mejor forma de poner a ese macho en su mejor pose de macho: desnudo, musculoso, bello, perfecto, joven…a la mierda!!!

Eso nomás faltaba para que entonces, las mujeres aceptemos que la bella modelo, desnuda, torneada y perfecta también nos pueda vender –con toda autoridad- un sillón de cuero.

He dicho.

Anuncios

5 comentarios en “Democratizando el trabajo doméstico en cueros

  1. Alessandra

    Muy mal Molmitos!! yo que te seguía y apreciaba tu semblante intelectual…. una vergüenza de desubicado tu artículo, no puedo creer que salga tanto desfogue de prepotencia, arrogancia y sobre todo de una sobre dosis de impotencia tuya ante el mundo real y las cosas de la vida!

    Molmitos, este spot es y no es… , no puede ser posible que cree tanta disonancia en tu mente y que quieras hacernos creer que esa es la realidad del mensaje, tu realidad. Este spot es una suerte de mensaje aspiracional que pretende dar un mensaje , que a mi humilde criterio, es cultural y comercial. Cultural, porque rompe el paradigma que el “mariquita”o “El pocholo” es el que ayuda a la mujer en la casa, un mensaje que reta al hombre moderno liberal a cumplir un rol equitativo con las cosas que en esta cultura solo se atribuyen a la mujer, y lo enriquece indicando que ese cambio de mentalidad es seductor.. Y si , lo es!!, claro que si!!!. Que mi hombre asuma los roles del hogar en torno a la limpieza por ejemplo y de la mejor forma (como un profesional del hogar), lo vuelve hermoso, sexy, delicioso, y porque no no decirlo, lo quiero más!!!.

    Y la parte comercial, que salgan estos chicos casi desnudos, que se use su belleza física ,etc, lo dejo para los expertos, pero es claro que el hombre o mujer no tendríamos pretextos para no hacer de nuestros hogares un palacio de limpieza, ya que aparentemente esos productos son buenos y fáciles de usar…

    Y finalmente, que la empresas bolivianas de una vez salgan del closet y sigan este ejemplo en cuanto a contenidos, Ojo, que no apoyo, ni lo haré a la propaganda sexista!, y empiecen a generar un aporte social que retribuya en mejoras de paradigmas culturales o cambios de otros estereotipos que tanto daño hacen a los más débiles y desprotegidos de este país.

    Con todo respeto
    Ale

    Me gusta

    1. Estimada Ale, he aprobado tu comentario (podía no haberlo hecho) porque me parece hermoso. ¿Hermoso? sí, hermoso aunque en un solo párrafo me digas que es VERGONZOSO, DESUBICADO, PREPOTENTE, ARROGANTE, IMPOTENTE, DISONANTE y algunos otros adjetivos más. Es de valientes decir las cosas de frente, con nombre y apellido (aunque no sé el tuyo), eso no me interesa en todo caso.
      Me dices que el spot “es y no es” y eso es suficiente para mí, se nota la seriedad de tu argumentación posterior.
      Me dices que intento hacer creer algo….deja que me sonría, a quién podría convencer yo de algo….estoy segura que mis lectores no son “facilones” y que no soy capaz de hacer creer nada a nadie…bueno a ellos no.
      Dices que es mi realidad…claro, mis lecturas son mías, la realidad es la mía….puedes creer que es diferente acaso?
      Y yo claro que respeto “tu humilde criterio” para eso estamos, para respetarnos. Allá tú si crees que este spot es una “suerte de mensaje aspiracional”…me parece bárbaro que esa sea tu realidad y te felicito.
      Ahora sí debo hacer una aclaración muy seria: Tengo 41 años, pronto 42 y sabes, el hombre “sexy, hermoso, delicioso” (como dices) ya no es aquel que me seduce con su cuerpo, eso lo dejo para las nenas cuyas hormonas son vulnerables a la materia. A mí me seduce la inteligencia, la palabra, la mirada, la sonrisa franca, la voz profunda y honesta, el discurso difícil…en fin, no te digo más porque de solo pensarlo me emociono.
      Gracias por tu gentil comentario, un cariño Ale.

      Le gusta a 1 persona

      1. Alessandra

        Mónica, soy Alessandra Sanchez… (alessandra.s.bo@gmail.com), Arquitecta y Cocinera. Regreso a Bolivia después de muchos años de vivir lejos, digamos, en una sociedad ya muy evolucionada… Intento aportar en mi país desde la nueva visión que he adquirido con lágrimas y sudor. Y te diré que no es fácil hacer algo en ésta.. todo los días me estrello con una pared de adobe… la gente aquí, solo destruye y no contribuye.. no valora el cambio , y peor aún a los gladiadores de esos vientos nuevos… nos matan día a día… y bueno, este es otro tema…

        Hay mucho que comunicar y HACER SOBRE TODO en este país.. que solo va hacia atrás en una melancolía retrógrada… pero bueno ese es otro rollo también…

        Complementando un poquito más nuestra conversación… sobre qué nos seduce de un hombre…. y si… no soy tampoco la nena que describes. Soy una mujer que cree que hombre y mujer pueden seducirse a cada amanecer hasta la llegada del eterno oriente. Esa seducción y amor se expresa en todo lo que dices tú, pero también y mucho más con la materia que el cuerpo de uno pueda brindar a pesar del peso de los años… y regresando a la banalidad del ejemplo del spot… ser parte activa y equitativa de la limpieza de nuestro hogar…
        Entonces, para cerrar mi pensamiento, el spot entrega más allá de lo banal, un mensaje increíble de cambio, potente y nuevo para la mentalidad del hombre promedio, y más aún para aquel pensamiento patriarcal y machista!. APLAUDO UNA VEZ MÁS LA INICIATIVA DEL SPOT!

        Nuevamente, con todo respeto.
        Ale

        Le gusta a 1 persona

      2. Alessandra, aunque es evidente que no comparto tus criterios respecto al spot en cuestión, quiero decirte dos cosas: la primera es que sinceramente agradezco tu comentario pues entre otras cosas (que tu mencionas), a los bolivianos nos cuesta decir las cosas SIN PELOS EN LA LENGUA y de frente y yo valoro mucho cuando una persona dice lo que piensa tal cual….segundo, te has dado cuenta lo fácil que es decir lo que uno piensa sin insultar, sin dañar, sin usar adjetivos que podrían “doler”?

        Me gusta

  2. Gabriela Montesinos Paz

    Soy de la creencia que cuerpo tenemos todos y que el uso y exposición que se le dé depende de cada uno como individuo, me afecta como mujer y como persona la vulneración del respeto dentro de los límites de esa exposición.
    Personalmente, cuando vi la publicidad me llamó mucho la atención, lo primero que ubiqué es que estaba ante la otra cara de la moneda, no ante hombres que limpian o que hacen tareas domésticas o ante una publicidad que me dé un “ejemplo” de equidad de género, sino porque sentí que estaba ante el tan utilizado concepto de cosificación de la mujer pero esta vez aplicado con el hombre. No me gusta ni defiendo la explotada imagen del cuerpo de la mujer semidesnuda ofreciendo pintura para la casa, cerveza, neumáticos o lo que sea (que al final se la utiliza para todo) Pero sí me agrada el efecto al ver las posiciones contrarias en exposición, y no porque se me caiga la baba al ver a los jóvenes de la publicidad, sino porque de algún modo equilibra un uso de imagen abusivo y casi exclusivo desde hace años y expone otro cuerpo, el masculino.
    Me recuerda en algo a cuando el cine proyectó “300” para muchos hombres una exageración de testosterona y sin embargo estamos tan acostumbradas a que nos planten desnudos femeninos de cuerpos 90-60-90 en videos, películas, publicidad, etc, etc, etc. Es otra cosa la reacción y la sensación masculina al ver expuesto en estos mismos medios una representación de su género que destapa el pudor y ronda la perfección. Tal vez no sea una buena defensa, tal vez sólo se está ridiculizando una representación doméstica femenina, pero tampoco lo veo como una competencia de poderes.
    Entraría optimistamente en la idea de pensar que es una intención reflexiva que pondrá a publicistas, creativos, y público en general en los zapatos que calzamos hace tanto las mujeres socialmente.

    Me gusta

¿Quieres comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s