Ama suwa (Los Tiempos, 2011)


Los seis objetivos de la Educación Superior Universitaria de la Ley Avelino Siñani – Elizardo Pérez se quedaron en suspenso el anterior viernes y se suponía que hoy les daría continuidad.  Sin embargo ¿cómo escribir sobre educación cuando la noticia es la corrupción?

Parecería muy desatinado referirse a las normas y los ideales educativos cuando la opinión pública está nuevamente impactada por el escándalo protagonizado por otro (importante y estratégico) miembro de la Policía involucrado en hechos de corrupción. Si no es el narcotráfico, son las placas clonadas ¡Qué vergüenza! y más vergonzoso porque no son cualquier “oficialito”, se trata de altísimos funcionarios de la Policía Boliviana cuyas labores suponen vínculos muy estrechos con el entorno más próximo al Presidente.

El no seas ladrón o ama suwa está en cuánto documento, declaración de principios y Ley existente en Bolivia, incluso en nuestra Carta Magna (en idioma originario para que todos entiendan). Y con razón la necesidad de escribir los tres “ama” pues la corrupción en Bolivia está hundiendo al país y debilitando al gobierno del presidente Evo. La corrupción que corroe a la Policía Nacional, de manera especial, deberá ser tomada muy en serio por la gestión Morales, de lo contrario, quedará como una mancha difícil de borrar del historial del Movimiento al Socialismo.

“La educación asume y promueve como principio ético morales de la sociedad plural el ama qhilla, ama llulla y el ama suwa” (Art. 3 de la Ley de Educación), eso significa que la educación promoverá valores fundamentales que deberían regir en cualquier sociedad; parece, sin embargo, que el papel aguanta todo. La Ley de Educación es hermosa, prosa perfecta, sociedad envidiable, ejemplo para el mundo. Cómo el hombre es capaz de hacer leyes con estos alcances ¡las winchas! Para qué sirven sino para que sean burladas por la propia autoridad, y ojo lo que sucede en la Policía Nacional, ocurre a otros niveles, arriba y abajo, con los poderosos y con los pinches ¿y?

 No pensemos que una Ley nos enseñará a amar, que un Decreto nos hará mejores ciudadanos y que los 91 artículos de la Ley de Educación nos harán vivir bien. ¿Qué hacer entonces, cuál es el rol de la escuela y cuál el de la universidad si la ética y la moral no se enseñan en clases?

Muchos padres piensan que la Escuela está para educar en los principios y valores, es más, que en casa debemos  enseñarles a nuestros hijos  a defenderse y que si lo pegan o insultan, deben responder con igual o mayor fuerza. ¿Qué pasaría si todos tendríamos la misma filosofía, si todos los padres enseñáramos a nuestros hijos a defenderse? Del abusivo pegándolo; defenderse del corrupto robando más que él; defenderse del abuso de poder, pretendiendo ser más abusivo o más poderoso; defenderse de la mujer infiel haciendo lo mismo. No lo creo.

Evidentemente, la escuela debe proseguir la tarea iniciada en casa; recordar y reforzar los valores aprendidos de y con la familia. Los maestros están obligados moralmente a incluir reflexiones  que ayuden a los estudiantes a crecer  espiritualmente, pero no debemos dudar de que las bases están en la familia. Si no fuera así, yo quisiera saber en qué colegio, universidad o instituto estudiaron los Generales de la Policía Boliviana Sanabria y Farfán para impulsar el cierre definitivo de sus puertas  e iniciarles procesos penales a sus maestros.

Acabar con el  tsunami de corrupción que afecta a Bolivia, es asunto de la familia, la Iglesia, el Gobierno, la Escuela. Todos debemos declararnos en estado de emergencia. Está visto que no podemos confiar en las leyes que últimamente se aplican según conveniencia.

Los padres no debemos bajar la guardia por muy perfecta que parezca la normativa actual o por muy costoso que sea el colegio.

Los casos Sanabria/Farfán deben servirnos para ilustrarles a nuestros hijos lo que no se debe hacer, igualito como hacemos cuando vemos a un pobre niño drogadicto en la calle…”mira, si aceptas drogas, acabarás igual…mira, si no te formo ahora, harás lo mismo que el Sanabria y el Farfán”.

Anuncios

¿Quieres comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s